Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘sensatez’

Sin más preámbulos, aquí tienen la segunda declaración de Darcy:

You are too generous to trifle with me. If your feelings are still what they were last April, tell me so at once. My affections and wishes are unchanged, but one word from you will silence me on this subject for ever.

Y aquí varias traducciones:

Es usted demasiado generosa para bromear conmigo. Si sus sentimientos son aún los mismos que en abril pasado, dígamelo de una vez. *Mi* afecto y mis anhelos no han variado; mas una palabra de usted me hará callar en ese punto para siempre. [trad. José de Urríes y Azara]

Tiene usted un espíritu demasiado generoso para jugar conmigo. Si continúa usted pensando como pensaba el pasado mes de abril, dígamelo sin rodeos. Mis afectos y mis pensamientos no han experimentado variación alguna, pero será suficiente una sola palabra suya para que yo no vuelva a hablar jamás del asunto. [trad. Amando Lázaro Ros]

Es usted demasiado generosa para jugar conmigo. Si sus sentimientos siguen siendo los mismos que el pasado abril, dígamelo inmediatamente. *Mi* afecto y mis deseos no han cambiado; pero una sola palabra suya me silenciará para siempre. [trad. José Luis López Muñoz]

Es usted demasiado generosa para bromear conmigo. Si sus sentimientos son aún los mismos que en abril pasado, dígamelo de una vez. Mi afecto y mis anhelos no han variado; pero siempre una palabra suya me hará callar en ese punto para siempre. [trad. Américo Nos Gray]

Es usted demasiado generosa para burlarse de mí. Si sus sentimientos son aún los mismos que en el pasado abril, dígamelo de una vez. Mi cariño y mis deseos no han cambiado, pero con una sola palabra suya no volveré a insistir más. [trad. Fernando Durán] (¿Burlarse? El verbo “trifle” no significa burlarse, pero no es el único en usar ese equivalente)

Es usted demasiado generosa para burlarse de mí. Si sus sentimientos son aún los mismos que en el pasado abril, dígamelo de una vez. Mi cariño y mis deseos no han cambiado, pero con una sola palabra suya no volveré a insistir más. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Es usted en extremo generosa como para bromear conmigo. Si sus sentimientos son aún los mismos que en abril pasado, dígamelo de una vez. Mi afecto y mis anhelos no han variado; pero una palabra suya me hará callar para siempre. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Es usted demasiado generosa para burlarse de mí. Si sus
sentimientos son aún los mismos que en el pasado abril, dígamelo de una vez. Mi afecto no ha variado, pero con una sola palabra suya no volveré a insistir más [trad. A.L.A. ed. Andrés Bello]

Es demasiado generosa como para jugar conmigo. Si sus sentimientos son los mismos que los del pasado abril, dígamelo de una vez. El afecto que siento por usted y mis deseos no han variado desde entonces. Pero si usted me lo pide no volveré a pronunciarme sobre el asunto. [trad. Patricia Franco Lommers]

Es usted demasiado generosa para jugar conmigo. Si sus sentimientos siguen siendo los que eran en el mes de abril pasado, dígamelo de una vez. Mi amor y mis deseos no han variado; pero una palabra suya me hará callar para siempre en ese sentido. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Es usted demasiado generosa para burlarse de mí. Si sus sentimientos son aún los mismos que en el pasado abril, dígamelo de una vez. Mi cariño y mis deseos no han cambiado, pero con una sola palabra suya no volveré a insistir. [trad. Kiki Rodríguez]

La considero a usted demasiado generosa para atreverse a burlarse de mí. Si sus sentimientos siguen siendo aún los mismos que me manifestó el mes de abril pasado, dígamelo ahora. Mi afecto y mis deseos no han experimentado cambio alguno desde entonces, pero una sola palabra suya me hará callar para siempre. [trad. Juan Izquierdo]

Usted es demasiado generosa para jugar conmigo. Si sus sentimientos son aún los mismos que en el pasado abril, dígamelo de inmediato. Mi cariño y mis deseos no han cambiado pero una palabra suya hará que nunca más vuelva a hablar del tema. [trad. Delia Pasini]

Es usted demasiado generosa como para bromear conmigo. Si sus sentimientos aún son los mismos que en abril pasado, dígamelo de una vez. Mi afecto y mis anhelos no han variado; pero una palabra suya me hará callar para siempre. [trad. Roberto Mares]

Usted es demasiado generosa para jugar con mis sentimientos. Si los suyos siguen siendo los mismos del pasado abril, dígamelo en seguida. Mi afecto y mis deseos no han cambiado, pero una palabra suya me silenciará para siempre. [trad. Marta Salís Canosa]

Es usted demasiado buena para estar jugando conmigo. Si siente por mí lo mismo que en abril, dígamelo. Mi cariño y mis deseos no han cambiado. Me basta una palabra suya para que nunca más vuelva a mencionarle el asunto. [trad. Roser Villagrassa]

Es usted demasiado generosa como para burlarse de mí. Si sus sentimientos son aún los mismos que en el pasado mes de abril, dígamelo ya. Mis sentimientos y pasiones no han cambiado, pero una palabra suya bastará para que no vuelva a hablar de este asunto nunca más. [trad. José C. Vales] (¿Pasiones?, aunque el sentimiento sabemos que es intenso, sólo dice “wishes”)

¿Qué versión les agrada más?

Con el velo que cubre el momento, sólo sabemos que, al saber que finalmente se cumplen sus deseos, la felicidad se refleja en el rostro de Darcy de una manera extraordinaria y que además:

He expressed himself on the occasion as sensibly and as warmly as a man violently in love can be supposed to do.

Se expresó en esa ocasión con todo el sentimiento y el calor que cabe suponer en un hombre violentamente enamorado. [trad. José de Urríes y Azara]

Supo encontrar en aquella ocasión frases tan bien dichas y de tanta emoción como las que se acostumbra poner en boca de los más arrebatados amantes. [trad. Amando Lázaro Ros]

Procedió a expresarse con el acierto y el ardor que cabe esperar de un hombre perdidamente enamorado. [trad. José Luis López Muñoz]

Se expresó en esa ocasión con todo el sentimiento y el calor que cabe suponer en un hombre ardientemente enamorado. [trad. Américo Nos Gray]

Se expresó con todo el calor y la ternura que pueden suponerse en un hombre locamente enamorado. [trad. Fernando Durán]

Se expresó con todo el calor y la ternura que pueden suponerse en un hombre locamente enamorado. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Se expresó en esta ocasión con el juicio y la vehemencia que cabe suponer en un hombre profundamente enamorado. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Se expresó con todo el calor y la ternura que pueden suponerse en un hombre violentamente enamorado. [trad. A.L.A., editorial Andrés Bello]

Se expresó con la vehemencia que se atribuye a un hombre profundamente enamorado. [trad. Patricia Franco Lommers]

La expresó con todo el buen juicio y el calor que se pueden esperar de un hombre furiosamente enamorado. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Se expresó con todo el calor y la ternura que pueden suponerse en un hombre locamente enamorado. [trad. Kiki Rodríguez]

Comenzó a expresarse con el juicio y la vehemencia de un hombre enamorado apasionadamente. [trad. Juan Izquierdo]

Se expresó con toda la sensibilidad y el calor que pueden suponerse en un hombre profundamente enamorado. [trad. Delia Pasini]

Se expresó en esa ocasión con el juicio y la vehemencia que cabe suponer en un hombre profundamente enamorado. [trad. Roberto Mares]

Se expresó con la vehemencia y el ardor de un hombre locamente enamorado. [trad. Marta Salís Canosa]

Expresó su sentir con la sensatez y ternura que cabe esperar de un hombre perdidamente enamorado. [trad. Roser Villagrassa]

Se expresó con toda la emoción y la vehemencia que se supone en un hombre apasionadamente enamorado. [trad. José C. Vales]

Hay un tono juguetón en la descripción que ofrece la voz narradora, no es una ironía maliciosa, sino humorística. La clave está en el adverbio “sensibly” (sensatamente), pues realmente ¿qué tan sensatamente puede expresarse un hombre tan apasionadamente enamorado? Posiblemente a varios de los traductores les pareció incongruente e interpretaron “sensibly” con el falso cognado de “sensiblemente” “sentimentalmente”, de ahí que tradujeran el adverbio con alguna palabra vinculada en ese sentido, como emoción, vehemencia e incluso ternura. Es como si la ironía se hubiera perdido en la traducción.

Anuncios

Read Full Post »

En JAcastellano, durante la semana del 4 al 10 de marzo de 2013, leímos el capítulo 27 de Orgullo y prejuicio, que en la división por volúmenes correspondía al volumen II capítulo 4.

En este capítulo, Lizzy se prepara a viajar a Kent a visitar a Charlotte Lucas, con una pequeña escala en Londres, para ver a Jane y a la tía Gardiner, a quién le da noticias de haber cumplido su promesa de no alentar a Wickham, además que éste ahora pretende a la Srta. King, que recientemente recibió una herencia.

Respecto a ese asunto, Lizzy hace los siguientes comentarios con los que parece disculpar a Wickham (y desafortunadamente muestra una doble moral, pues no aceptó de manera tan tolerante la decisión de Charlotte):

what is the difference in matrimonial affairs, between the mercenary and the prudent motive? Where does discretion end, and avarice begin?

¿Qué diferencia hay, en cuestiones de matrimonio, entre lo mercenario y lo prudente? ¿Dónde acaba la discreción y comienza la avaricia? [trad. José de Urríes y Azara]

¿Qué diferencia hay, cuando se considera la conveniencia de una boda, entre el interesado y el sensato? ¿Dónde termina la sensatez y empieza el interés por el dinero? [trad. Amando Lázaro Ros]

En cuestiones matrimoniales, ¿cuál es la diferencia entre el interés y la prudencia? ¿Dónde termina la discreción y empieza la avaricia? [trad. José Luis López Muñoz]

¿Cuál es la diferencia que hay en cuestiones matrimoniales, entre los móviles egoístas y los prudentes? ¿Dónde acaba la discreción y empieza la avaricia? [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

¿En qué se diferencia, en asuntos matrimoniales, la prudencia del interés? ¿Dónde termina la sensatez y dónde empieza la avaricia? [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

¿Qué diferencia hay, en cuestiones de matrimonio, entre un mercenario y una persona prudente? ¿Dónde acaba la discreción y comienza la avaricia? [trad. Ana Ma. Rodríguez]

¿Cuál es la diferencia entre el interés y la prudencia cuando se habla de matrimonio? ¿Dónde acaba la discreción y empieza la codicia? [trad. Marta Salís Canosa]

Según ella:

A man in distressed circumstances has not time for all those elegant decorums which other people may observe.

Un hombre en circunstancias aflictivas no tiene tiempo para ese decoro elegante a que otros pueden atender. [trad. José de Urríes y Azara]

El hombre que se encuentra en mala situación económica no puede andarse con esos remilgos, que tal vez observarían oros que no estuviesen en su estado. [trad. Amando Lázaro Ros]

Un hombre en circunstancias difíciles no dispone de tanto tiempo como otras personas para todos esos elegantes detalles de cortesía. [trad. José Luis López Muñoz]

Un hombre que está en mala situación, no tiene tiempo, como otros, para observar esas elegantes delicadezas. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Un hombre en situación apurada no tiene tiempo para todo ese decoro elegante que pueden observar otras personas. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Un hombre que carece de recursos no puede permitirse el lujo de perder el tiempo simulando el decoro elegante de los pudientes. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Un hombre que pasa estrecheces no dispone de tanto tiempo como otras personas para respetar esas eleganes muestras de decoro. [trad. Marta Salís Canosa]

La Sra. Gardiner no está tan de acuerdo con las opiniones de su sobrina. En tanto que ésta da rienda suelta a su enojo por lo que alude a Darcy y a Bingley en una cita que si bien no califica totalmente como epigramática, resulta imposible no mencionar:

I have a very poor opinion of young men who live in Derbyshire; and their intimate friends who live in Hertfordshire are not much better. I am sick of them all.

Tengo muy mala opinión de jóvenes que viven en ese condado, y sus íntimos amigos, que viven en el de Hunsford, no son mucho mejores. Harta estoy de todos ellos. [trad. José de Urríes y Azara] (aquí hay una confusión en cuanto al lugar, además que, por ende, el referente no es correcto).

Tengo formada una opinión muy pobre de los jóvenes que viven en Derbyshire y no salen mejor parados sus íntimos amigos, que viven en Hertfordshire. Me dan náuseas todos ellos. [trad. Amando Lázaro Ros]

Tengo muy mala opinión de algunos jóvenes que viven en Derbyshire; y a sus amigos íntimos que viven en Hertfordshire no salen mucho mejor parados. Estoy harta de todos ellos. [trad. José Luis López Muñoz]

Tengo muy mal concepto de los jóvenes que viven en Derbyshire, cuyos íntimos amigos, que viven en Hertfordshire, no son mucho mejores. Estoy harta de todos ellos. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Tengo muy mal concepto de algunos jóvenes que viven en Derbyshire; y sus amigos íntimos que viven en Hertfordshire no son mucho mejores. Estoy harta de todos ellos. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Tengo muy mala opinión de jóvenes que viven en ese condado; y sus íntimos amigos, que viven en el de Hunsford, no son mucho mejores. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (como se ha venido observando, esta traducción parece basarse en la de Urríes y Azara, pero en lugar de corregir errores, los repite, como aquí confunde el lugar y cambia al referente).

Tengo muy mala opinión de algunos jóvenes que residen en Derbyshire; y sus mejores amigos de Hertfordshire no son mucho mejores. Estoy harta de ellos. [trad. Marta Salís Canosa]

A tal grado da rienda suelta a su amargura que lanza la no tan sensata idea de que:

Stupid men are the only ones worth knowing, after all.

Los hombres necios son, después de todo, los únicos que vale la pena conocer. [trad. José de Urríes y Azara]

No vale la pena de tratar sino a los hombres que son unos majaderos. [trad. Amando Lázaro Ros] (¿“majadero” como equivalente de “stupid”?)

Los hombres estúpidos son, a fin de cuentas, los únicos que merece la pena conocer. [trad. José Luis López Muñoz]

Los hombres estúpidos son los únicos que vale la pena conocer. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Al fin y al cabo, los hombres estúpidos son los únicos que vale la pena conocer. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Los hombres necios son, después de todo, los únicos que vale la pena conocer. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Los hombres necios son, al fin y al cabo, los únicos que vale la pena conocer. [trad. Marta Salís Canosa]

Así que su tía Gardiner le advierte:

Take care… that speech savours strongly of disappointment.

Cuidado,… que esas palabras trascienden demasiado a disgusto. [trad. José de Urríes y Azara] (“disappointment” no es precisamente “disgusto”)

Cuidado…; esas palabras trascienden de un modo extraño a desilusión. [trad. Amando Lázaro Ros]

Ten cuidado…; esas frases saben demasiado a decepción. [trad. José Luis López Muñoz]

¡Cuidado…! Esas palabras suenan demasiado a desengaño. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Cuidado…; esa manera de hablar suena mucho a desengaño. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Cuidado…, que esas palabras revelan demasiado disgusto. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Ten cuidado…; tus palabras reflejan un profundo desencanto. [trad. Marta Salís Canosa]

La actitud de Lizzy da un giro de 180° con la invitación de sus tíos a realizar un viaje de verano a la región de los lagos, así que se la escucha exclamar:

What delight! what felicity! You give me fresh life and vigour. Adieu to disappointment and spleen.

¡Qué delicia! ¡Qué felicidad! Me proporcionáis vida nueva y nuevo vigor. ¡Adiós a los disgustos y al mal humor! [trad. José de Urríes y Azara]

¡Qué felicidad…! Me da usted nueva vida y energía. ¡Nada de desilusiones y melancolías! [trad. Amando Lázaro Ros]

¡Qué maravilla! ¡Qué felicidad! Me da usted nueva vida y vigor. ¡Adiós a la decepción y a la melancolía! [trad. José Luis López Muñoz]

¡Qué delicia!, ¡qué felicidad! Me haces revivir, esto me da fuerzas. ¡Adiós al desengaño y al rencor! [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

¡Qué deleite! ¡Qué felicidad! Me das nueva vida y vigor. Adiós al desengaño y la melancolía. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

¡Qué feliz…! Me dais nuevo vigor. ¡Adiós a los disgustos y al mal humor! [trad. Ana Ma. Rodríguez]

¡Qué alegría! Me siento llena de vida y de entusiasmo. ¡Adios al desencanto y a la melancolía! [trad. Marta Salís Canosa]

Por último, una cita que quizá tampoco sea muy epigramática, pero que debido a las adaptaciones de la novela, se menciona con mucha frecuencia (aunque en la versión que aparece en los guiones).

La cita exacta es:

What are young men to rocks and mountains?

¿Qué son los hombres al lado de las rocas y las montañas? [trad. José de Urríes y Azara]

¿Qué valen los hombres comparados con un panorama de rocas y montañas? [trad. Amando Lázaro Ros]

¿Qué son los hombres comparados con las rocas y las montañas? [trad. José Luis López Muñoz]

¿Qué son los hombres al lado de las rocas y de las montañas? [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

¿Qué son los jóvenes comparados con las peñas y las montañas? [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

¿Qué son los hombres al lado de los valles y las montañas? [trad. Ana Ma. Rodríguez] (¿“rocks” equivalen a “valles”?

¿Qué son los hombres al lado de las rocas y las montañas! [trad. Marta Salís Canosa]

Read Full Post »

En JAcastellano, también en la semana del 25 de febrero al 3 de marzo, leímos el capítulo 26 de Orgullo y prejuicio y seleccionamos citas memorables.

Abundan las citas para este capítulo, pues la Sra. Gardiner imparte su consejo a Lizzy, en especial porque la ha alarmado el comportamiento de su sobrina para con Wickham. Por esa razón nuevamente se dividirán las citas en dos entradas.

Así que la primera cita que se debe mencionar, aunque no es epigramática y aparece al final de la conversación entre ambas, ilustra muy bien ese caso excepcional:

a wonderful instance of advice being given on such a point, without being resented.

Un admirable ejemplo de amonestación sobre tan delicado punto sin dar lugar a resentimiento. [trad. José de Urríes y Azara]

Ejemplo a cuantos dan consejos… se separaron en la mejor armonía. [trad. Amando Lázaro Ros] (una traducción que contrario a lo usual, resulta más breve que el texto original)

Un maravilloso ejemplo de consejos oportunos que se dan sin causar resentimiento. [trad. José Luis López Muñoz]

Un admirable ejemplo de saber aconsejar sin causar resentimiento. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Un ejemplo maravilloso de consejo dado y recibido sin resentimientos en una cuestión semejante. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Un admirable ejemplo de cómo puede darse un consejo sobre tan delicado asunto sin dar lugar a resentimiento. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

La Sra. Gardiner presenta sus recomendaciones y argumentos a Lizzy:

You are too sensible a girl… to fall in love merely because you are warned against it.

Eres… muchacha sobrado razonable para enamorarte sólo por haber sido advertida en contra. [trad. José de Urríes y Azara]

Sé que eres una chica demasiado inteligente para enamorarte porque te lleven la contraria. [trad. Amando Lázaro Ros]

Eres una muchacha demasiado razonable… para enamorarte porque se te haya prevenido en contra. [trad. José Luis López Muñoz]

Eres una chica demasiado sensata… para enamorarte sólo porque se te haya advertido que no lo hicieses. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Eres una muchacha demasiado sensata… como para enamorarte sólo porque se te previene contra ello. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Eres una muchacha lo bastante juiciosa para enamorarte sólo porque te aconsejan lo contrario. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Eres una muchacha demasiado sensata para enamorarte sólo porque alguien te ha prevenido en contra. [trad. Marta Salís Canosa]

Do not involve yourself… in an affection which the want of fortune would make so very imprudent.

No te enredes… en un afecto que puede hacer tan imprudente la carencia de forma. [trad. José de Urríes y Azara] (¿Se autocensuró el traductor? ¿En su época no era muy educado hablar de dinero y amor?)

No te arrastres ni te dejes arrastrar a un amor que la falta de medios económicos haría imprudente. [trad. Amando Lázaro Ros]

No te comprometas… en unos amores que la falta de fortuna haría sumamente desaconsejables. [trad. José Luis López Muñoz]

No te comprometas… en un cariño que la falta de fortuna puede convertir en una imprudencia. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No te comprometas… en un afecto que sería muy imprudente por la falta de fortuna. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

No te dejes llevar por afecto espontáneo que la carencia de fortuna puede hacer más imprudente. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

No te comprometas… en una relación que la falta de medios económicos haría muy desaconsejable. [trad. Marta Salís Canosa]

you must not let your fancy run away with you. You have sense, and we all expect you to use it.

Debes huir de que tu imaginación te arrebate. Estás dotada de buen sentido y todos esperamos que lo emplees. [trad. José de Urríes y Azara]

No te dejes arrebatar por un capricho. Todos esperamos que obres con la cabeza, porque la tienes. [trad. Amando Lázaro Ros]

No debes permitir que la imaginación te juegue una mala pasada. Tienes discernimiento, y todos nosotros confiamos en que lo utilices. [trad. José Luis López Muñoz]

No puedes cegarte. Tienes mucho sentido, y todos esperamos que lo uses. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No debes dejarte llevar por tu fantasía. Tienes sensatez, y todos esperamos que la apliques. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Debes evitar que tu imaginación te arrebate. Posees gran inteligencia, y todos esperamos que la emplees. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

No dejes volar demasiado tu imaginación. Tienes sentido común, y todos esperamos que lo utilices. [trad. Marta Salís Canosa]

Contrario a las expectativas de quienes leen la obra de Jane Austen como parte del género romántico, se observa que la recomendación
es no perder la cabeza y que el dinero es un asunto a tomar en cuenta, además que la voz narradora parece alinearse también con la opinión de la tía Gardiner.

Por su parte, Lizzy responde de esta manera a su tía:

where there is affection, young people are seldom withheld by immediate want of fortune from entering into engagements with each other.

Donde hay afecto, los jóvenes de ambos sexos raramente se contienen por falta de fortuna. [trad. José de Urríes y Azara]

Cuando dos jóvenes se quieren; es raro que la falta de fortuna sea un obstáculo para que se comprometan el uno al otro. [trad. Amando Lázaro Ros]

Si existe el afecto, a los jóvenes les detiene raras veces la falta de fortuna para comprometerse. [trad. José Luis López Muñoz]

Los jóvenes, si están enamorados suelen hacer caso omiso de la falta de fortuna a la hora de comprometerse. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Cuando hay amor, la falta inmediata de fortuna no suele impedir que los jóvenes se comprometan los unos con los otros. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

A menudo cuando dos jóvenes se aman poco importa la falta de fortuna. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Cuando hay amor, los jóvenes rara vez se detienen ante la falta de fortuna. [trad. Marta Salís Canosa]

how can I promise to be wiser than so many of my fellow-creatures if I am tempted, or how am I even to know that it would be wisdom to resist?

¿Cómo puedo prometer ser más cuerda que tantas de mis iguales si me viese tentada? o ¿cómo habré de comprender que sería más prudente resistir? [trad. José de Urríes y Azara]

¿Cómo voy a prometer que seré más prudente que tantas criaturas iguales a mí si me veo tentada o cómo voy a saber que es, en efecto, prudente el resistir? [trad. Amando Lázaro Ros]

¿Cómo asegurar, si se me tienta, que seré más prudente que tantos de mis iguales, o que sabré reconocer, incluso, la conveniencia de resistir? [trad. José Luis López Muñoz]

¿Cómo podría prometer yo ser más lista que tantas de mis congéneres, si me viera tentada? O ¿cómo sabría que obraría con inteligencia si me resisto? [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

¿Cómo puedo prometer… ser más prudente que tantas otras en mi caso si sufro la tentación? ¿O cómo voy a saber siquiera que sería prudente resistirme? [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

¿Cómo puedo prometer ser más cuerda que otras muchachas si me viese tentada? O ¿cómo habré de comprender que sería más prudente resistir? [trad. Ana Ma. Rodríguez]

¿Cómo voy a prometer ser más sensata que mis congéneres si me encuentro en esa situación? ¿Cómo voy a saber siquiera si es acertado o no resistir? [trad. Marta Salís Canosa]

All that I can promise… therefore, is not to be in a hurry.

Cuanto puedo prometer… es no atropellarme. [trad. José de Urríes y Azara]

Todo lo que puedo prometer… es que no me precipitaré. [trad. Amando Lázaro Ros]

Todo lo que puedo prometer… es no tener prisa. [trad. José Luis López Muñoz]

Lo único que puedo prometer… es que no me precipitaré. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Lo único que puedo prometer… es que no me precipitaré. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Cuanto puedo prometer… es actuar con prudencia. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Lo único que puedo prometer… es que no me apresuraré. [trad. Marta Salís Canosa]

I will try to do what I think to be the wisest.

Trataré de proceder como crea más cuerdo. [trad. José de Urríes y Azara]

Procuraré ser prudente. [trad. Amando Lázaro Ros]

Trataré de hacer todo lo que me parezca más prudente. [trad. José Luis López Muñoz]

Trataré siempre de hacer lo que crea más sensato. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Intentaré hacer lo que me parezca más prudente. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Trataré de proceder como crea más atinado. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Trataré de obrar con la mayor prudencia. [trad. Marta Salís Canosa]

Así, Lizzy no se arriesga a prometer demasiado y su tía, prudentemente, no exige más de ella, aunque, por la manera en que se nos ha pintado la inteligencia de la protagonista, sabemos que ésa es la clave que la haría actuar de manera más sensata que la mayoría de las personas.

Continuamos con más citas en una segunda entrada para este capítulo.

Read Full Post »

Para iniciar el año 2013 (del 4 al 13 de enero), en JAcastellano estuvimos leyendo el capítulo 13 de Orgullo y prejuicio para seleccionar las citas epigramáticas más destacadas.

En este capítulo hace su entrada uno de los personajes de los que uno más goza reírse: el reverendo William Collins, heredero de Longbourn, y desde ese aspecto resulta un capítulo divertido, pero en el que no abundan los epigramas, lo que resalta es la ironía del Sr. Bennet. Sin embargo, como puede observarse en las distintas traducciones, parece que a algunos traductores se les escapó ese detalle que caracteriza al personaje.

Así, la cita más memorable, es esa irónica del Sr. Bennet con la que revela que ha tenido comunicación con su pariente:

About a month ago I received this letter; and about a fortnight ago I answered it, for I thought it a case of some delicacy, and requiring early attention.

Hace como un mes recibí esta carta, y hará quince días poco más o menos que la contesté; no antes, pues creí que delicado el caso y que requería atención [trad. José de Urríes y Azara] (ese “no antes” hace que se pierda bastante la ironía).

Hará cosa de un mes recibí esta carta; y hace unos quince días la contesté, porque me pareció que el caso era delicado y no le podía dar largas. [trad. Amando Lázaro Ros]

Hace cosa de un mes recibí esta carta, que contesté quince días después, porque consideré que se trataba de una cuestión delicada que requería una pronta atención. [trad. José Luis López Muñoz]

Hace un mes recibí esta carta, y la contesté hace unos quince días, porque pensé que se trataba de un tema muy delicado y necesitaba tiempo para reflexionar. [trad. Ma. Antonia Ibáñez] (se pierde la ironía)

Recibí esta carta hace cosa de un mes, y le di respuesta hace cosa de quine días, pues el caso me pareció algo delicada y que exigía atención desde el primer momento. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Hará cosa de un mes recibí esta carta, y hará quince días, poco más o menos, que la contesté; no antes, pues consideré que el caso era delicado y requería atención. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (otro caso en el que se pierde la ironía)

Hace aproximadamente un mes recibí esta carta, que contesté hace unos quince días, pues me pareció una cuestión bastante delicada que no debía demorar. [trad. Marta Salís Canosa]

Luego de leer a su familia la carta. Lizzy comenta:

He must be an oddity,… I cannot make him out.–There is something very pompous in his style…–Could he be a sensible man…?

Parece que debe ser muy singular. No me lo puedo quitar de la cabeza. Hay algo de pomposo en su estilo… ¿Será… tan delicado? [trad. José de Urríes y Azara] (Malinterpretó el “sensible” que aparece en el original como “delicado”).

Debe ser un tipo raro. No me lo puedo imaginar bien. Hay algo pomposo en su estilo… ¿Le parece… que ese hombre está en sus cabales? [trad. Amando Lázaro Ros]

Debe ser un excéntrico. No acabo de entenderle. Hay algo muy pomposo en su estilo… ¿Cree usted que es un hombre sensato…? [trad. José Luis López Muñoz]

Debe ser un poco. No puedo imaginármelo. Su estilo es algo pomposo… ¿será un hombre astuto? [trad. Ma. Antonia Ibáñez] (No parece adecuado traducir “sensible” como “astuto” en este caso).

Creo que debe ser una rareza. No acabo de entenderlo. Su estilo tiene algo de muy pomposo… ¿Le parece… posible que sea hombre razonable…? [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Debe ser un hombre sumamente raro. No consigo imaginármelo. Su estilo es demasiado ampuloso… ¿Será… tan delicado? [trad. Ana Ma. Rodríguez] (otro caso en que traduce erróneamente “sensible” como “delicado” para este caso).

Debe de ser un bicho raro. No tiene sentido lo que dice. Hay algo muy pomposo en su estilo… ¿Crée usted que será un hombre sensato…? [trad. Marta Salís Canosa]

A lo que el Sr. Bennet, nuevamente demostrando que le encanta ironizar, señala:

No… I think not, I have great hopes of finding him quite the reverse. There is a mixture of servility and self-importance in his letter, which promises well. I am impatient to see him.

No…, no lo creo. Tengo grandes esperanzas de que me resulte todo lo contrario. Hay en su carta una mezcla de servilismo y presunción, que lo hace presentir. Estoy impaciente por verlo. [trad. José de Urríes y Azara]

Creo que no… Abrigo grandes esperanzas de que sea justamente todo lo contrario. Encuentro en su carta una mezcla de servilismo y de suficiencia que promete mucho. Siento una verdadera impaciencia por conocerlo [trad. Amando Lázaro Ros]

No…; no lo creo. Tengo grandes esperanzas de que sea exactamente lo contrario. Hay en su carta una mezcla de servilismo y presunción que resulta muy prometedora. Estoy impaciente por conocerlo. [trad. José Luis López Muñoz]

No…, no lo creo. Tengo grandes esperanzas de que sea lo contrario. Hay en su carta una mezcla de servilismo y presunción que lo afirma. Estoy impaciente por verle. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No…, creo que no. Albergo grandes esperanzas de encontrarlo muy al contrario. En su carta hay una mezcla de servilismo y presunción que promete mucho Espero con impaciencia el momento de verlo. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

No lo creo… Temo más bien que resulte todo lo contrario. Hay en su carta tal mezcla de servilismo y altanería que no puedo por menos que presumirlo. Estoy impaciente por verlo. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

No;… la verdad es que no lo creo. Tengo grandes esperanzas de que sea todo lo contrario. Hay una mezcla de servilismo y de engreimiento en su carta que resulta muy prometedora. Estoy impaciente por conocerlo. [trad. Marta Salís Canosa]

Read Full Post »