Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘vanidad’

Mención aparte merecen las citas del capítulo 52 de Orgullo y prejuicio que se relacionan con la opinión de la Sra. Gardiner respecto a Darcy y las impresiones que le produce la carta a Lizzy.

En opinión de la Sra. Gardiner:

Obstinacy is the real defect of his character.

La obstinación es, después de todo, el verdadero defecto de su carácter. [trad. José de Urríes y Azara]

El verdadero defecto que tiene es la obstinación. [trad. Amando Lázaro Ros] (Cambia el tema y el rema)

La testarudez es, después de todo, su verdadero defecto. [trad. José Luis López Muñoz]

La obstinación es el verdadero defecto de su carácter. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

El verdadero defecto de su carácter es, después de todo, la terquedad. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

La obstinación es el verdadero defecto de su carácter. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

La obstinación es, a final de cuentas, su verdadero defecto. [trad. Marta Salís Canosa]

La terquedad es el verdadero defecto de su carácter. [trad. José C. Vales]

How much I like him… His understanding and opinions all please me; he wants nothing but a little more liveliness, and that; if he marry prudently; his wife may teach him.

Cuánto me gusta… Su entendimiento, sus opiniones, todo me es grato; no le falta más que un poco de viveza, y eso , si se casa prudentemente, su mujer se lo podrá enseñar. [trad. José de Urríes y Azara]

Me gusta muchísimo… Me agrada en él todo: su inteligencia y sus opiniones. Le falta únicamente un poco más de alegría y ésta podría enseñársela su mujer, si se casa prudentemente. [trad. Amando Lázaro Ros]

Tu amigo me gusta muchísimo… Me agradan todos sus juicios y opiniones; sólo le falta un poquito más de animación, y eso, si se casa *prudentemente*, se lo puede enseñar su esposa. [trad. José Luis López Muñoz]

Lo mucho que me gusta Darcy… Su inteligencia, sus opiniones, todo me agrada. No le falta más que un poco de viveza, y eso si se casa juiciosamente, su mujer se lo enseñará. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Cuánto lo aprecio… Me agradan su entendimiento y sus opiniones, sólo le falta un poco más de vivacidad; y ésta se la puede enseñar su esposa si sabe casarse bien. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez] (“prudently” dice el texto original, por lo que “bien” no resulta una buena elección, incluso, ¿qué es casarse bien?).

Lo mucho que me gusta… Su inteligencia, sus opiniones, todo me es grato; no le falta más que un poco de buen humor, y eso, si se casa prudentemente, su mujer se lo podrá enseñar. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Lo mucho que me gusta el señor Darcy… Me agradan tanto su inteligencia como sus opiniones; sólo le falta un poco de alegría, y eso, si se casa prudentemente, puede enseñárselo su mujer. [trad. Marta Salís Canosa]

Cuánto me agrada este señor Darcy… Su inteligencia y sus opiniones me encanta; no necesita más que un poco de alegría y eso, si tiene cabeza para casarse *con quien debe*, se lo enseñará su esposa. [trad. José C. Vales] (“con quien debe” parece una alusión más directa que el original “prudently”)

Y por supuesto, la serie de reacciones de Lizzy con la confirmación de que Darcy fue al rescate:

The contents of this letter threw Elizabeth into a flutter of spirits, in which it was difficult to determine whether pleasure or pain bore the greatest share. The vague and unsettled suspicions which uncertainty had produced of what Mr. Darcy might have been doing to forward her sister’s match, which she had feared to encourage as an exertion of goodness too great to be probable, and at the same time dreaded to be just, from the pain of obligation, were proved beyond their greatest extent to be true!

El contenido de esta carta dejó a Isabel en una agitación de espíritu en que era difícil determinar si el placer o la pena tomaban mayor parte. Probado quedaba ser ciertas las vagas e indeterminadas sospechas que su incertidumbre sobre lo que Darcy hiciera para llevar adelante el casamiento de su hermana había hecho nacer, sospechas que había temido alentar por referirse a esfuerzos demasiado grandes de bondad para ser probables y que a la par temió que fuesen fundadas por la pena que llevaba la obligación. [trad. José de Urríes y Azara]

El contenido de esta carta puso a Elizabeth en un estado de ánimo tan agitado, que era difícil saber si era mayor el placer o la pena que le había producido. Ahora veía que eran verdaderas, más aún de lo que ella se había supuesto, aquellas sospechas vagas e indeterminadas que le había sugerido la incertidumbre sobre la parte que el señor Darcy hubiera podido tener en la boda de su hermana, sospechas que suponían en él un acto de bondad demasiado grande para ser probable, y que ella temía además que se realizase porque la dejaba dolorosamente obligada a él. [trad. Amando Lázaro Ros] (Otro cambio de tema y rema, al iniciar el enunciado con “verdaderas”, cuando en el original el “true” aparece al final, y no era un cambio forzado por la sintaxis. Además de nuevo hay personalización: “la dejaba… obligada”)

El contenido de aquella carta agitó sobremanera a Elizabeth, aunque en aquella agitación era difícil decidir si el placer era más intenso que el sufrimiento. Las vagas sospechas, producidas por la incertidumbre, acerca delo que el señor Darcy podría haber hecho para promover el enlace de su hermana, sospechas que no había querido fomentar, por tratarse de una prueba de bondad demasiado grande para ser probable, al mismo tiempo que temía fuesen ciertas, por la vergüenza de la obligación que creaban, ¡estaban resultado verdaderas hasta más allá de lo imaginable! [trad. José Luis López Muñoz]

El contenido de esta carta dejó a Elizabeth en una conmoción en la que no se podía determinar si tomaba mayor parte el placer o la pena. Las vagas sospechas que en su incertidumbre sobre el papel de Darcy en la boda de su hermana había concebido, sin osar alentarlas porque implicaban alardes de bondad demasiado grandes para ser posibles, y temiendo que fueran ciertas por la humillación que la gratitud impondría, quedaban, pues, confirmadas. [trad. Ma. Antonia Ibáñez] (“Conmoción” por “flutter of spirits” no parece la opción más adecuada, porque no tiene la impresión positiva, y si bien en “obligation” se implica una cierta “humillación” no se trata exactamente de su equivalente más acertado)

El contenido de esta carta produjo a Elizabeth una agitación de espíritu en la que era difícil determinar si dominaba el placer o el dolor. ¡Las sospechas vagas e indeterminadas que le habían despertado la incertidumbre acerca de lo que podía haber estado haciendo el señor Darcy para sacar adelante la boda de su hermana, sospechas que ella había temido albergar por considerarlas una bondad poco probable de puro grande, y que al mismo tiempo había temido que fueran ciertas, por el dolor de la deuda contraída, habían quedado demostradas con creces! [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Lizzy no atinaba a decidir si el estado de agitación que le produjo la lectura de la carta se debía a la alegría o a la pena. Quedaban probadas las vagas e indeterminadas sospechas que su incertidumbre sobre lo que Darcy hiciera para llevar adelante el casamiento de su hermana había hecho nacer, sospechas que había temido alentar por referirse a actos bondadosos demasiado grandes para ser probables, y que, al mismo tiempo, temió que se debieran al hecho de que debería humillarse al quedar agradecida. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

El contenido de esta carta pareció turbar a Elizabeth, aunque fuera difícil precisar si era mayor el placer o el sufrimiento. Las vagas e inquietantes sospechas, nacidas de la incertidumbre, sobre lo que el señor Darcy podría haber hecho para propiciar la boda de su hermana, sospechas que ella no se había atrevido a alentar por tratarse de una muestra de bondad demasiado grande para ser probable, al tiempo que temía que fueran ciertas por el compromiso que entrañaban, ¡estaban resultando más que fundadas! [trad. Marta Salís Canosa]

El contenido de esta carta conmocionó a Elizabeth, aunque era difícil decidir si le había producido más placer o dolor. Las vagas y difusas sospechas, e improbables, que había imaginado respecto a lo que el señor Darcy podría haber estado haciendo en relación con la boda de su hermana, y que prudentemente no había querido alimentar, porque era un ejercicio de bondad demasiado grande como para ser siquiera probable, y al mismo tiempo temía que fueran ciertas, por los compromisos que imponía… ¡resultaron ser, más allá de toda consideración, absolutamente ciertas! [trad. José C. Vales] (Igualmente, traduce “flutter of spirits” como conmoción, cuando hay algo positivo en el original. Hay que alabar que logró manejar la complicada sintaxis del enunciado original)

Her heart did whisper that he had done it for her. But it was a hope shortly checked by other considerations, and she soon felt that even her vanity was insufficient, when required to depend on his affection for her –for a woman who had already refused him–as able to overcome a sentiment so natural as abhorrence against relationship with Wickham.

Su corazón le decía que lo había hecho por ella misma; mas la esperanza era reprimida por otras consideraciones, y pronto conoció que holgaba su vanidad pretendiendo explicar el hecho por un afecto hacia ella, hacia una mujer que le rechazara, afecto que, de existir, tendría que ser capaz de sobreponerse a sentimiento tan natural como el odio al parentesco con Wickham. [trad. José de Urríes y Azara] (Falto el detalle de cómo le decía: “whisper”, por otra parte, no se requiere marcar el posesivo, las partes del cuerpo son posesión inalienable en español, así que basta usar el artículo definido)

El corazón le decía muy bajito a Elizabeth que era por ella por quien lo había hecho. Pero otras consideraciones acallaban muy pronto sus esperanzas, porque no bastaba su vanidad para convencerla de que el afecto que Darcy pudiese sentir por ella, por una mujer que había despreciado sus ofrecimientos, pudiese vencer un sentimiento tan natural como la repugnancia de mantener cualquier clase de relación con Wickham. [trad. Amando Lázaro Ros]

A Elizabeth su corazón le susurraba que lo había hecho por ella, pero fue una esperanza pronto contrarrestada por otras consideraciones, y en seguida le pareció que ni siquiera su propia vanidad lograría hacérselo creer, puesto que exigía del afecto por ella, del afecto por una mujer que ya le había rechazado, la fortaleza que le permitiera superar un sentimiento tan lógico como la repugnancia a emparentarse con Wickham. [trad. José Luis López Muñoz]

El corazón le decía a Elizabeth que lo había hecho por ella, pero otras consideraciones reprimían esta esperanza y pronto se dio cuenta de que halagaba su vanidad al pretender explicar el hecho de esa manera, pues Darcy no podía sentir ningún afecto por una mujer que le había rechazado y, si lo sentía, no sería capaz de sobreponerse a un sentimiento tan natural como el de emparentar con Wickham. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

A Elizabeth le susurraba el corazón que había hecho todo aquello por ella. Pero era una esperanza que no tardó en quedar truncada por otras consideraciones, y le pareció enseguida que hasta su propia vanidad no le bastaba para confiar en que él pudiera amarla (a una mujer que ya le había rechazado) hasta el punto de superar un sentimiento tan natural como el aborrecimiento de emparentarse con Wickham. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

A Lizzy el corazón le decía que lo había hecho por ella, pero la esperanza era reprimida por otras consideraciones, y pronto reconoció que alimentaba su vanidad pretendiendo explicar el hecho por un afecto hacia una mujer que lo había rechazado; afecto que, de existir, tendría que ser capaz de sobreponerse a sentimiento tan natural como el odio a emparentar con Wickham. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

El corazón de Elizabeth le susurraba que lo había hecho por ella. Pero fue una esperanza que muy pronto frenaron otras consideraciones, y en seguida comprendió que ni su propia vanidad bastaría para convencerla de que el amor que sentía por ella, por una mujer que ya le había rechazado, era tan intenso como para dominar un sentimiento tan lógico como la repugnancia de emparentarse con Wickham. [trad. Marta Salís Canosa]

El corazón de Elizabeth le susurraba que lo había hecho por ella. Pero era una esperanza que enseguida sometió a otras consideraciones y no tardó en creer que incluso su vanidad era insuficiente cuando había que valorar el amor de Darcy por ella, por una mujer que ya lo había rechazado, fuera capaz de superar un sentimiento tan natural como el asco de volver a relacionarse con Wickham. [trad. José C. Vales]

Oh! how heartily did she grieve over every ungracious sensation she had ever encouraged, every saucy speech she had ever directed towards him. For herself she was humbled; but she was proud of him. Proud that in a cause of compassion and honour, he had been able to get the better of himself.

¡Oh! ¡Cuán profundamente le entristecían los sentimientos ingratos que siempre había alimentado contra él, todas las palabras insolentes que le dirigiera! Estaba avergonzada de sí misma, pero orgullosa de él; orgullosa, porque en un asunto de compasión y de honra no había podido quedar mejor. [trad. José de Urríes y Azara] (“get the better of himself” no significa “quedar mejor” sino algo así como sacar lo mejor de sí mismo)

¡Cómo le dolía a Elizabeth en el alma todas las prevenciones desfavorables que había albergado contra Darcy, todas las bromas picantes que había hecho a costa de él! Sentíase humillada, pero también se sentía orgullosa de él. Orgullosa porque, en un litigio de compasión y honor, había logrado dominarse a sí mismo. [trad. Amando Lázaro Ros] (“prevención” como traducción de “sensation” no parece acertada, tampoco “albergar” de “encourage”, “saucy speech” tampoco es precisamente “broma picante”, además que no eran “a costa de él”, sino que se las había dirigido a él”)

Cuán sinceramente lamentó en aquel momento los sentimientos descorteses, las frases insolentes pronunciadas en el pasado. En cuanto a ella misma, se sentía justamente humillada; pero al mismo tiempo orgullosa de él. Orgullosa de que razones de compasión y de defensa del honor del débil le hubieran llevado a dar lo mejor de sí mismo. [trad. José Luis López Muñoz]

¡Cuánto le dolieron a Elizabeth su ingratitud y las insolentes palabras que le había dirigido! Estaba avergonzada de sí misma, pero orgullosa de él, orgullosa de que se hubiera portado tan compasivo y noblemente. [trad. Ma. Antonia Ibáñez] (Resulta más una condensación que una traducción, pues se come demasiadas frases nominales)

¡Oh! ¡Cuánto lamentó entonces todas las impresiones desagradables que había albergado hacia él, todas las palabras mordaces que había pronunciado en contra suya! Ella había quedado humillada, pero estaba orgullosa de él. Estaba orgullosa de que hubiera sacado a relucir lo mejor de sí mismo en aras de la compasión y el honor. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

¡Cuánto lamentaba haber abrigado sentimientos tan ingratos contra él, todas las palabras insolentes que le dirigiera! Estaba avergonzada de sí misma, pero orgullosa de Darcy.; orgullosa porque en un asunto en que estaba en juego la honra de una mujer, no habría podido actuar mejor. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

¡Oh! ¡Cuánto lamentaba haber albergado contra él sentimientos tan descorteses, y haberle dirigido palabras tan insolentes! Se sentía avergonzada de sí misma, pero muy orgullosa de él. Orgullosa de que, ante una cuestión de honor y de humanidad, hubiera sacado lo mejor de sí mismo. [trad. Marta Salís Canosa]

¡Oh… cuánto le dolían ahora todos aquellos sentimientos vengativos que había albergado, todos aquellos discursos amargos que le había escupido a la cara! Se sentía avergonzada; pero estaba orgullosa de él. Orgullosa de que, en una causa de honor y compasión, hubiera sido capaz de ofrecer lo mejor de sí mismo. [trad. José C. Vales] (“Ungracious” no significa “vengativo”, tampoco “saucy” es “amargo”, parece que con esa calificación de “amargo” y que “le escupió a la cara” se refiriera a lo que le dijo en la primera declaración de Hunsford, pero creo que el pensamiento de Lizzy se remonta más al pasado, a esos intercambios verbales que tenían y con los que a ella le gustaba provocarlo)

Anuncios

Read Full Post »

Durante la semana del 8 al 14 de abril de 2013, en JAcastellano seleccionamos también citas del capítulo 36 de Orgullo y prejuicio.

En este capítulo, Lizzy finalmente acepta las verdades que contiene la carta, pero más importante todavía es que su contenido le ayuda a obtener una revelación respecto a sí misma.

Así, después de sopesar las versiones de Wickham y Darcy, se ve obligada a aceptar la de Darcy, pues:

So gross a violation of everything right could hardly have been concealed from the world.

Tan grande violación de todos los derechos, con dificultad se habría ocultado a todo el mundo. [trad. José de Urríes y Azara]

No hubiera sido posible guardar el secreto de una tan flagrante violación del derecho. [trad. Amando Lázaro Ros]

Difícilmente se podría ocultar al mundo un desprecio tan absoluto de todo lo que es justo. [trad. José Luis López Muñoz] (“desprecio” resulta una atenuación de lo que realmente aparece, “violation”)

Tal violación de todos los derechos, habría sido difícil que nadie lo supiera. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No se habría podido ocultar al mundo una transgresión tan grave de todo derecho. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Si sus acciones hubieran sido como Wickham las pintaba, ocultarlas habría sido imposible. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (una versión que difumina muchísimo el sentido del texto original).

Habría sido imposible ocultar al mundo tan burdo ultraje de cuanto es justo. [trad. Marta Salís Canosa]

Una violación tan grosera de la justicia apenas podría haberse ocultado al mundo. [trad. José C. Vales]

Nos llama la atención cómo la mayoría de los traductores tradujo ‘rights’ como ‘derechos’, en un sentido jurídico o legislativo, pocos resultan más acertados al referirse más bien a la justicia, pues más bien el “right” en esta frase se refiere a “lo correcto”.

Lizzy se ve obligada a aceptar sus errores de juicio, acepta como una humillación merecida la corrección en la que la pone la carta, se reprocha a sí misma por haber creído ser muy inteligente y hábil, por haber desdeñado la candidez y generosidad de su hermana mayor al juzgar a las personas, en especial en todo lo referente a Darcy y Wickham, y considera que:

Had I been in love, I could not have been more wretchedly blind! But vanity, not love, has been my folly.

Si hubiera estado enamorada no habría podido estar más desdichadamente ciega. Pero la vanidad, no el amor, ha sido mi locura. [trad. José de Urríes y Azara]

Ni aunque estuviese enamorada hubiero sido más lastimosamente ciega. Pero no era el amor mi pecado, sino la vanidad. [trad. Amando Lázaro Ros]

Ni siquiera el amor podría haberme hecho actuar con una ceguera más lamentable Pero la causa de mi locura ha sido la vanidad, no el amor. [trad. José Luis López Muñoz]

Si hubiese estado enamorada de Wickham, no habría actuado con tan lamentable ceguera. Pero la vanidad, y no el amor, ha sido mi locura. [trad. Ma. Antonia Ibáñez] (hace demasiado explícito el reproche al mencionar a Wickham, siendo que no aparece en el original, las demás versiones muestran que no era necesaria esa referencia).

¡He estado tan lamentablemente ciega comi si estuviera enamorada! Pero mi locura ha sido la vanidad, no el amor. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Ni aun enamorada habría sido desdichadamente ciega. Pero mi locura no ha sido el amor sino la vanidad. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

No habría estado más ciega si me hubiese enamorado. Pero la vanidad, no el amor, ha sido la causa de mi locura. [trad. Marta Salís Canosa]

Si hubiera estado enamorada, no podría haber estado tan condenadamente ciega. Pero la vanidad, no el amor, ha sido mi locura [trad. José C. Vales]

Por lo que concluye:

Till this moment I never knew myself.

Hasta este momento no me he conocido. [trad. José de Urríes y Azara]

Yo misma no había caído en la cuenta hasta este instante. [trad. Amando Lázaro Ros] (no logra captar que se trata de una cuestión de autoconocimiento)

Hasta este momento nunca me había conocido. [trad. José Luis López Muñoz]

Hasta este momento no me conocía a mí misma. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No me había conocido a mí misma hasta este momento. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Hasta este momento no he logrado conocerme a mí misma. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Es como si hasta ahora no me hubiese conocido a mí misma. [trad. Marta Salís Canosa] (lo plantea como si fuese una posibilidad —”es como si”—, que minimiza el efecto; no hay tal sombra de duda, se trata de una afirmación rotunda que no requería la atenuación).

Hasta ahora no me había dado cuenta de cómo soy. [trad. José C. Vales]

Read Full Post »

En esta segunda entrada, continuamos con la presentación de las citas más memorables del capítulo 24 de Orgullo y prejuicio.

La conversación entre Lizzy y Jane prosigue y ahora comentan en específico la decepción amorosa de esta última, que Lizzy atribuye completamente a la intervención de las hermanas y el amigo de Bingley, además de a cierta debilidad de carácter de éste (no hay que olvidar que anteriormente —en el capítulo 10— Lizzy parecía muy dispuesta a ver como positivo que Bingley fuera fácil de persuadir).

La benevolencia de Jane la hace señalar que:

We must not be so ready to fancy ourselves intentionally injured.

No necesitamos hallarnos prontas e imaginarnos injuriadas. [trad. José de Urríes y Azara] (al traducir como “prontas” el “ready” deja de lado que la idea completa es “ready to fancy”)

Hacemos mal en pensar siempre que el daño que se nos hace es intencionado. [trad. Amando Lázaro Ros] (aquí pierde por completa la cuestión de “not so ready to”)

No hemos de estar dispuestas a imaginarnos intencionadamente ofendidas. [trad. José Luis López Muñoz] (falta el enfático “so”)

No debemos estar tan predispuestos a imaginarnos que nos han herido intencionadamente. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No debemos estar dispuestos a figurarnos que nos han injuriado a propósito. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez] (también omite el enfático “so”)

No podemos creer tan a la ligera que nos ha ofendido a propósito. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (“tan a la ligera” no equivale precisamente a “so ready to”)

No debemos dar por hecho de este modo que se nos hiere intencionalmente. [trad. Marta Salís Canosa] (también omite el “so”)

Parece que es una de las frases que más complicación les ha causado a los traductores.

Y prosigue Jane con su argumento:

We must not expect a lively young man to be always so guarded and circumspect.

No podemos exigir que un joven bullicioso sea siempre tan mirado y circunspecto. [trad. José de Urríes y Azara] (“lively” por “bullicioso” no resulta muy atinado para este caso, ni tampoco “guarded” como “mirado”).

No podemos esperar que un joven alegre sea en todo momento moderado y circunspecto. [trad. Amando Lázaro Ros] (“moderado” como opción de traducción de “guarded” no parece muy acertada)

No hemos de esperar que un joven lleno de animación sea siempre cauto y circunspecto. [trad. José Luis López Muñoz]

No podemos esperar que un hombre joven y tan vital sea siempre tan circunspecto y comedido. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No debemos esperar que un joven de carácter vivo sea siempre muy prudente y circunspecto. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

No podemos exigir que un joven alocado sea siempre precavido y prudente. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (“alocado” resulta una de las más desatinadas de las opciones de traducción de “lively” y más para este caso)

No debemos esperar que un joven lleno de vitalidad sea cauteloso y circunspecto. [trad. Marta Salís Canosa]

Y agrega:

It is very often nothing but our own vanity that deceives us.

A menudo es sólo nuestra propia vanidad lo que nos engaña. [trad. José de Urríes y Azara]

Muchas veces nos engaña nuestra propia vanidad. [trad. Amando Lázaro Ros]

Con mucha frecuencia lo único que nos engaña es nuestra propia vanidad. [trad. José Luis López Muñoz]

A menudo lo que nos engaña es únicamente nuestra propia vanidad. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Lo que nos engaña no es a menudo más que nuestra propia vanidad. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

A menudo es nuestra propia vanidad lo que nos engaña. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

A menudo no es sino nuestra vanidad la que nos engaña. [trad. Marta Salís Canosa]

Y aquí uno de los argumentos con el que Jane Bennet parece dar la razón a la opinión que Darcy había expresado respecto a la imaginación femenina en el capítulo 5:

Women fancy admiration means more than it does.

La imaginación de las mujeres se excede. [trad. José de Urríes y Azara] (una traducción demasiado tajante y no muy precisa)

Las mujeres nos imaginamos que el sentimiento de admiración encierra siempre algo más. [trad. Amando Lázaro Ros] (en cambio esta traducción añade elementos, como ese “siempre” y “algo”).

Las mujeres atribuimos al interés más valor del que realmente tiene. [trad. José Luis López Muñoz] (¿”interés” por “admiration”? ¿”valor” por “meaning?)

Las mujeres nos creemos que la admiración significa más de lo que es en realidad. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Las mujeres nos imaginamos que la admiración significa más de lo que es. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

La imaginación de las mujeres hace que concibamos demasiadas ilusiones respecto de los hombres. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (sobreexplica y pierde el elemento “admiración”).

Las mujeres imaginamos despertar más admiración de la que realmente despertamos. [trad. Marta Salís Canosa]

Lo cierto es que todos, dado que la frase la dice un personaje femenino además emplean el verbo en primera persona del plural (nosotros), cuando el inglés permite dejarlo abierto.

Esa última frase, Lizzy la redondea con:

And men take care that they should.

Y los hombres procuran que se exceda. [trad. José de Urríes y Azara]

Y los hombres se ingenian para que nosotras nos lo imaginemos. [trad. Amando Lázaro Ros]

Y los hombres se cuidan de que así sea. [trad. José Luis López Muñoz] (traducir “take care” como “cuidar” en este caso, sería una ambigüedad que puede llevar al lector a sacar una conclusión opuesta: que los hombres quieren evitar que eso ocurra, cuando en el original, Lizzy señala que es la intención de los hombres que eso suceda).

Y los hombres se cuidan bien de que así sea. [trad. Ma. Antonia Ibáñez] (incurre en el mismo equívoco que la traducción de López Muñoz al traducir “take care” como cuidar).

Y los hombres se encargan de que se lo imaginen. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Y los hombres procuran que así sea. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Y los hombres se preocupan de que así sea. [trad. Marta Salís Canosa] (traducir “take care” como “preocupar” en este caso remite a una equivocación de sentido similar a la de traducirlo también como “cuidarse”, es decir como si quisieran evitar que las cosas sucedan, cuando el original indca que es la intención de que así suceda)

Pero, a diferencia de Lizzy, Jane se mantiene firme en no querer pensar mal de las personas:

I have no idea of there being so much design in the world as some persons imagine.

No creo que eso [premeditación] abunde en el mundo tanto como algunos se figuran. [trad. José de Urríes y Azara]

No creo que haya en el mundo tan malas intenciones como algunas personas se imaginan. [trad. Amando Lázaro Ros]

No creo que todo en el mundo sea tan premeditado como algunas personas imaginan. [trad. José Luis López Muñoz]

Me parece que no hay tanta premeditación en el mundo como mucha gente se figura. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No me figuro que en el mundo haya tanta intención como se imaginan algunas personas. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

No creo que las personas sean tan mal intencionadas como algunos se figruan. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

No creo que se hagan tantas cosas deliberadamente como algunos se figuran. [trad. Marta Salís Canosa]

Lizzy por su parte cede un poco:

without scheming to do wrong, or to make others unhappy, there may be error, and there may be misery.

Sin querer obrar mal ni hacer infelices a los otros se puede errar y ocasionar desgracia. [trad. José de Urríes y Azara]

Sin proponernos hacer daño ni buscar la desgracia de los demás puede inducírseles a error y puede causarse perjuicio. [trad. Amando Lázaro Ros]

Aún sin planear el mal, ni querer hacer desgraciados a los demás, pueden producirse errores y causarse sufrimientos. [trad. José Luis López Muñoz]

Sin querer obrar mal o hacer sufrir a los demás, se pueden cometer errores y hacer mucho daño. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Sin proponérselo, pueden cometerse errores y provocarse sufrimientos. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Sin querer obrar mal ni hacer infelices a otros se puede errar y ocasionar desgracia. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Aun sin querer obrar mal ni hacer infeliz a nadie, pueden cometerse errores y causar sufrimientos. [trad. Marta Salís Canosa]

Y algunos casos en esa dirección serían:

Thoughtlessness, want of attention to other people’s feelings, and want of resolution, will do the business.

La carencia de reflexión o la escasa atención a los sentimientos ajenos, así como la falta de resolución, dan ese resultado. [trad. José de Urríes y Azara]

El alocamiento y la falta de atención para la sensibilidad de nuestros semejantes, la irresolución de carácter, se encargan de producir todos esos males. [trad. Amando Lázaro Ros]

La irreflexión, el no tener en cuenta los sentimientos de otras personas y la falta de decisión pueden ser más que suficiente. [trad. José Luis López Muñoz]

De eso se encargan la inconsciencia, la falta de atención a los sentimientos de otras personas y la falta de decisión. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Para ello basta con obrar con irreflexión, sin atender a los sentimientos de los demás y sin decisión. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

La carencia de reflexión o la escasa atención a los sentimientos ajenos, así como la falta de resolución, dan ese resultado. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

La falta de reflexión, olvidar los sentimientos ajenos y la indecisión son motivos suficientes. [trad. Marta Salís Canosa]

Por su parte, Jane se mantiene firme en su candidez o ingenuidad:

Let me take it in the best light, in the light in which it may be understood.

Déjame ver el hecho a la mejor luz, lo mejor que pueda verse. [trad. José de Urríes y Azara]

Mirémoslo desde el mejor punto de vista para que podamos comprenderlo. [trad. Amando Lázaro Ros] (al asumir la primera persona en la última parte “podamos”, elimina la neutralidad de la voz pasiva)

Déjame que lo enfoque de la manera más favorable; de una manera que me lo haga comprensible. [trad. José Luis López Muñoz] (elimina la neutralidad de la voz pasiva al asumir la primera persona “me lo haga” también para la última parte de la frase)

Déjame interpretarlo del mejor modo posible, del modo que lo haga más explicable. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Déjame que lo vea de la manera más positiva posible, de una manera en la que se pueda entender. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Deja que siga teniendo el más alto concepto de ellos. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (aquí ocurre un cambio total de las palabras y específica demasiado al usar la tercera persona “ellos”)

Permíteme ver las cosas del modo más favorable, del modo en que todo resulta comprensible. [trad. Marta Salís Canosa]

Por último, tomando con demasiada frivolidad y sin mucha compasión la decepción amorosa de su hija mayor, el Sr. Bennet se limita a comentar:

Next to being married, a girl likes to be crossed a little in love now and then.

De ordinario, está más próxima a casarse una muchacha cuando se frustran sus amores. [trad. José de Urríes y Azara] (Obviamente el traductor no supo cómo interpretar el “next to” con lo que cambió totalmente el sentido de la frase).

Fuera de la boda lo que más les gusta a las chicas jóvenes es sufrir de cuando en cuando por amores contrariados. [trad. Amando Lázaro Ros] (Otro caso de no saber cómo interpretar “next to”, pero no cambia tanto el sentido original)

Casi tanto como casarse, a una joven le gusta de cuando en cuando sufrir un poco a causa de un amor no correspondido. [trad. José Luis López Muñoz]

Antes de casarse, está bien que una chica tenga algún fracaso. [trad. Ma. Antonia Ibáñez] (Otro cambio de sentido y no tanto por no saber interpretar “next to”, sino que traduce “likes to”, que no es tan complicado en este caso, como “esta bien”, lo cual no es muy preciso).

Lo que más gusta a una muchacha, aparte de casarse, es llevarse un pequeño desengaño amoroso de vez en cuando. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Una muchacha está más próxima a casarse cuando se frustran sus amores. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (comete el mismo error que Urríes y Azara de no saber cómo traducir “next to”)

Después del matrimonio, lo que más le gusta a una joven es sufrir alguno que otro desengaño. [trad. Marta Salís Canosa]

Que además remata con:

It is something to think of, and it gives her a sort of distinction among her companions.

Algo hace pensar así, aparte de que la distingue entre sus compañeras. [trad. José de Urríes y Azara] (como consecuencia de no haber sabido traducir la frase anterior, también altera el sentido de esta otra frase, pues “algo hace pensar así” no significa “it is something to think of”)

Tienen algo en que pensar y con ello aumentar su prestigio entre sus amigas. [trad. Amando Lázaro Ros]

De ese modo tiene algo en que pensar, y su situación le proporciona cierto prestigio entre sus compañeras. [trad. José Luis López Muñoz]

Así se tiene algo en qué pensar, y le da cierta distinción entre sus amistades. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Le da algo en qué pensar, y le aporta una especie de distinción entre sus compañeras. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Algo hace pensar así, aparte de que la distingue entre sus compañeras. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (parece haber copiado a Urríes y Azara, sin detectar el error y por ende no corregirlo).

Así tiene algo en qué pensar, y adquiere cierta importancia entre sus amigas. [trad. Marta Salís Canosa]

Read Full Post »

En el capítulo 11 de Orgullo y prejuicio se presenta una de las más feroces batallas verbales entre Lizzy y Darcy, en la que se analiza un tanto el carácter de uno y otro. Se habla de las debilidades y propensiones del carácter, entre lo que se incluye por supuesto, el orgullo.

Luego de que Lizzy se declara como una persona a la que le encanta reír, Darcy señala que:

The wisest and the best of men, nay, the wisest and best of their actions, may be rendered ridiculous by a person whose first object in life is a joke.

El más sabio y mejor de los hombres, mejor dicho, la más sabia y mejor de las acciones, puede tornarse ridícula a los ojos de una persona cuyo primer anhelo en la vida sea la risa. [trad. José de Urríes y Azara]

El más prudente de los hombres y la más razonable de sus acciones pueden ser puestos en ridículo por quién sólo vive para hacer chistes. [trad. Amando Lázaro Ros]

Una persona cuyo principal objeto en la vida sea hacer chistes puede ridiculizar al mejor y más prudente de los hombres, más aún, las mejores y más prudentes entre sus acciones. [trad. José Luis López Muñoz]

El más sabio y mejor de los hombres o la más sabia y mejor de las acciones, pueden ser ridículos a los ojos de una persona que no piensa en esta vida más que en reírse. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Hasta los hombres más sabios y mejores… más aún, hasta los actos más sabios y mejores de éstos, pueden ser puestos en ridículo por una persona cuyo primer objetivo en la vida es la broma. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

El más sabio y mejor de los hombres, mejor dicho, la más sabia y mejor de las acciones, puede tornarse ridícula a los ojos de una persona cuyo primer anhelo en la vida sea la risa. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Una persona cuyo principal objetivo en la vida sean las bromas y las chanzas puede ridiculizar al más sensato y mejor de los hombres, por no decir el más sensato y mejor de sus actos. [trad. Marta Salís Canosa]

A lo que Lizzy responde:

I hope I never ridicule what is wise or good. Follies and nonsense, whims and inconsistencies do divert me, I own, and I laugh at them whenever I can.

Creo que jamás ridiculizo lo que es cuerdo y bueno. Locuras y necedades, antojos e inconvenientes son lo que me divierte, y de esas cosas me burlo siempre que puedo. [trad. José de Urríes y Azara]

Jamás he ridiculizado lo razonable y lo bueno. Las locuras y las majaderías, las extravagancias y las inconsecuencias, me divierten, lo reconozco, y no pierdo ocasión en reírme de ellas. [trad. Amando Lázaro Ros]

Confío en no ridiculizar nunca lo que es prudente o bueno. Locuras y tonterías, caprichos y contradicciones me divierten, lo reconozco, y me río de ellos siempre que puedo. [trad. José Luis López Muñoz]

Espero que nunca llegue a ridiculizar lo que es bueno o sabio. Las insensateces, las tonterías, los caprichos y las inconsecuencias son las cosas que verdaderamente me divierten, lo confieso, y me río de ellas siempre que puedo. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Espero no ridiculizar jamás lo sabio y lo bueno. Las locuras y los disparates, los caprichos y los despropósitos sí que me divierten, lo reconozco, y me río de ellos siempre que puedo. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Creo que jamás ridiculizo lo que es cuerdo y bueno. Locuras y necedades, antojos e inconvenientes son lo que me divierte, y de esas cosas me burlo siempre que puedo. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Espero no ridiculizar nunca lo que es bueno o sensato. Reconozco que me divierten las locuras y los disparates, los caprichos y las contradicciones, y que me río de ellos siempre que puedo. [trad. Marta Salís Canosa]

La ofensiva entre ambos prosigue, por lo que Darcy, un tanto de manera arrogante ante el bombardeo, dice que:

it has been the study of my life to avoid those weaknesses which often expose a strong understanding to ridicule.

El estudio de mi vida ha sido huir de semejantes debilidades, que a menudo exponen al ridículo a un buen entendimiento. [trad. José de Urríes y Azara]

Toda la preocupación de mi vida ha sido librarme de ciertas debilidades que ponen con frecuencia en ridículo a las más claras inteligencias. [trad. Amando Lázaro Ros]

Siempre me he esforzado por evitar las debilidades que a menudo exponen al ridículo a una persona inteligente. [trad. José Luis López Muñoz]

He pasado la vida esforzándome para evitar estas debilidades que exponen al ridículo a cualquier persona inteligente. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

He aspirado toda mi vida a evitar aquellas debilidades que suelen exponer al ridículo a un entendimiento vigoroso. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Durante toda mi vida he procurado evitar semejantes debilidades, que a menudo exponen al ridículo a un buen entendimiento. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Siempre he hecho lo posible por evitar esas debilidades que a menudo exponen al ridículo a un fuerte intelecto. [trad. Marta Salís Canosa]

Además, él parece corroborar la idea de que el orgullo y la vanidad son cosas distintas:

vanity is a weakness indeed. But pride — where there is a real superiority of mind, pride will be always under good regulation.

La vanidad es, en efecto, una debilidad. Pero en cuanto al orgullo, donde se dé verdadera alteza de entendimiento, estará siempre bien regulado. [trad. José de Urríes y Azara]

La vanidad es una de ellas, desde luego. En cuanto al orgullo… donde existe una verdadera superioridad de inteligencia, el orgullo siempre está bien regulado. [trad. Amando Lázaro Ros]

La vanidad es sin duda un defecto. Pero el orgullo… donde realmente existe inteligencia, el orgullo estará siempre sometido a un buen control. [trad. José Luis López Muñoz]

En efecto, la vanidad es un defecto. Pero el orgullo, en caso de personas de inteligencia superior, creo que es válido. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

La vanidad es una debilidad, desde luego. Pero el orgullo, cuando hay una verdadera superioridad de espíritu, el orgullo estará siempre sujeto a un buen régimen. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

La vanidad es, en efecto, una debilidad. Pero en cuanto al orgullo, donde se dé verdadera superioridad de espíritu, estará siempre justificado. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

No hay duda que la vanidad es un defecto. Pero el orgullo… en una naturaleza realmente superior, el orgullo no tiende jamás a extralimitarse. [trad. Marta Salís Canosa]

I have faults enough, but they are not, I hope, of understanding.

Poseo bastantes defectos, mas creo que no proceden del entendimiento. [trad. José de Urríes y Azara]

Tengo muchos defectos, pero creo que no afectan a mi buen juicio. [trad. Amando Lázaro Ros]

Tengo defectos más que suficientes, pero no derivan, espero, de la falta de inteligencia. [trad. José Luis López Muñoz]

Tengo muchos defectos, pero no tienen que ver con la inteligencia. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Tengo bastantes defectos, pero no son de entendimiento, o en eso confío. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Poseo bastantes defectos, pero creo que no proceden de mi entendimiento. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Tengo bastantes defectos, pero no están relacionados, espero, con mi inteligencia. [trad. Marta Salís Canosa]

I cannot forget the follies and vices of others so soon as I ought, nor their offences against myself.

No puedo olvidar las locuras y los vicios ajenos tan pronto como debiera, ni sus ofensas. [trad. José de Urríes y Azara]

Tardo en olvidar más de lo debido las locuras y los vicios de los otros y las ofensas que me hacen. [trad. Amando Lázaro Ros]

No consigo olvidar las locuras y los vicios de otros tan pronto como debiera, ni las ofensas que se me hacen. [trad. José Luis López Muñoz]

No puedo olvidar tan pronto como debería las insensateces y los vicios ajenos, ni las ofensas que contra mí se hacen. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

No soy capaz de olvidar las locuras y vicios de los demás tan pronto como debiera, ni tampoco las ofensas que me hacen. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

No puedo olvidar las locuras y los vicios ajenos tan pronto como debiera, ni sus ofensas. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

No puedo olvidar con la debida rapidez las locuras y los vicios ajenos, ni las ofensas que se me hacen. [trad. Marta Salís Canosa]

My temper would perhaps be called resentful. –My good opinion once lost is lost for ever.

Mi temperamento acaso pudiera llamarse suspicaz. Cuando alguien ha perdido mi buena opinión, perdida la tiene para siempre. [trad. José de Urríes y Azara]

Tal vez me llamen rencoroso. Quien pierde mi aprecio, lo pierde para siempre. [trad. Amando Lázaro Ros]

Quizá pueda decirse que tiendo al resentimiento. Cuando pierdo mi buena opinión sobre alguien o algo, perdida está para siempre. [trad. José Luis López Muñoz]

Quizá se me pueda acusar de rencoroso. Cuando pierdo la buena opinión que tengo sobre alguien, es para siempre. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

Quizá pudiera calificarse mi temperamento de rencoroso. Cuando pierdo el buen concepto de alguien, lo pierdo para siempre. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

Mi temperamento acaso podría definirse de suspicaz. Cuando alguien pierde mi estima, la pierde para siempre. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Tal vez podría tachárseme de rencoroso, Cuando alguien pierde mi aprecio, lo pierde para siempre. [trad. Marta Salís Canosa]

Lizzy parece aludir a un cese al fuego cuando comenta que:

Implacable resentment is a shade in a character.

El resentimiento implacable es una verdadera sombra del carácter. [trad. José de Urríes y Azara]

El rencor que no se pasa es una sombra en el carácter. [trad. Amando Lázaro Ros]

El resentimiento implacable *es una mancha en un carácter. [trad. José Luis López Muñoz]

El rencor implacable es verdaderamente una sombra en un carácter. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

El resentimiento implacable que es una tacha en un carácter. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

El resentimiento implacable es una verdadera sombra del carácter. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

Un rencor implacable es un baldón en su carácter. [trad. Marta Salís Canosa]

Pero Darcy continúa en cierta forma engolosinado en el debate, así que comenta:

There is… in every disposition a tendency to some particular evil, a natural defect, which not even the best education can overcome.

En todo natural hay cierta tendencia a una determinada maldad, un defecto nativo y que siempre puede vencer la buena educación. [trad. José de Urríes y Azara] (esta traducción contiene un contrasentido)

En todas las naturalezas existe la tendencia hacia un vicio u otro, y ni la educación misma es capaz de dominarla. [trad. Amando Lázaro Ros]

Existe en todo carácter… una tendencia a algún mal concreto, un defecto natural que ni siquiera la mejor educación permite superar. [trad. José Luis López Muñoz]

En todo individuo hay cierta tendencia a un determinado mal, a un defecto innato, que ni siquiera la mejor educación puede vencer. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

En toda disposición existe una tendencia hacia cierto mal determinado, un defecto natural que no se puede superar ni con la mejor educación. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

En todo ser humano hay cierta tendencia a una determinada maldad, un defecto innato y que siempre puede vencer la buena educación. [trad. Ana Ma. Rodríguez] (En esta traducción hay un contrasentido).

Todo temperamento manifiesta cierta tendencia a un mal concreto, un defecto natural que ni siquiera la mejor educación puede vencer. [trad. Marta Salís Canosa]

Terminan acusándose mutuamente de un defecto en particular:

“your defect is a propensity to hate every body.”

“And yours… is wilfully to misunderstand them.”

—Su defecto es la propensión a odiar a todos.
—El de usted es el de no entenderlos premeditadamente. [trad. José de Urríes y Azara]

—La naturaleza de usted tiene cierta propensión para aborrecer a los demás.
—La de usted parece complacerse en no entenderlos. [trad. Amando Lázaro Ros]

—Su defecto es una propensión a aborrecer a todas las personas.
—El de usted, malinterpretarlas deliberadamente. [trad. José Luis López Muñoz]

—Ese defecto es la propensión a odiar a todo el mundo.
—El suyo es el interpretar mal a todo el mundo intencionadamente. [trad. Ma. Antonia Ibáñez]

—El defecto de *usted* es odiar a todo el mundo.
—El de usted es interpretar mal a todo el mundo de propósito. [trad. Alejandro Pareja Rodríguez]

—Su defecto es la propensión a odiar a la gente.
—El de usted, el de obstinarse en no entender a los demás. [trad. Ana Ma. Rodríguez]

—Su defecto es una propensión a odiar a todas las personas.
—El suyo, obstinarse en malinterpretarlas. [trad. Marta Salís Canosa]

Read Full Post »

Older Posts »